EL CANDIDATO
domingo, abril 11, 2021
24 C
Asunción
Inicio Actualidad Salud Pública Médicos buscan alternativas ante colapso

Médicos buscan alternativas ante colapso

Categoría

Fecha

Desde el pasado jueves 18, autoridades médicas del Hospital de Clínicas, solicitan sillones y sofás para que pacientes con Covid-19 que aguardan la liberación de camas puedan hacerlo de forma cómoda.
Solo en ese nosocomio, existían 25 enfermos aguardando un lugar. Sin embargo, se desconoce cuántos son a nivel país.

Gloria Meza, presidenta del Círculo Paraguayo de Médicos, expresó que ya desde hace meses denuncian la falta de previsión de infraestructura y de insumos. Sostiene que esta situación actual es bastante desagradable para los médicos.
“No se puede tener pacientes en los pasillos. Va contra las características de un hospital, pero no tenemos alternativa. No pueden estar en el suelo y tampoco en sillas incómodas pero se acepta porque no existió una previsión del Gobierno”, cuestionó.

OPCIONES
Los hospitales como el de Clínicas, el Regional del Alto Paraná, el Ineram, el Hospital de Barrio Obrero e Ingavi son los que más colapsados se encuentran. Por ello están tratando de habilitar más camas. Sin embargo estas son improvisaciones ya que no cuentan con los requerimientos básicos para ser camas de hospital.
“Se necesitan conexiones para un sistema de oxigenación en la habitación. Además un sistema de aireación, un monitor, un sistema de limpieza especial. Estas camas improvisadas no cuentan con esos insumos”, explicó.

En otras palabras, la prioridad ahora es contar con más camas con el oxígeno para asistir al enfermo mientras se libera una unidad adecuada para el tratamiento.
Cabe destacar que cada nosocomio cuenta con camas de terapia y camas de terapia intensiva. En ambos casos tanto para enfermos polivalentes como para enfermos Covid-19. Meza relata que se trata de respetar el equilibrio, debido a que los enfermos de otras tipologías también existen en gran número, pero en algunos casos ya están utilizando esas unidades debido a la alta cantidad de enfermos Covid-19.

Otra opción es mantener a los pacientes en camillas.
“Por favor pedimos a la ciudadanía que no salga. Ser solidarios. No salir a los lugares donde puede haber contagios. El lavado de manos es muy importante. Yo utilizo doble mascarilla. Ampliar los cuidados”, instó finalmente.

ALTO PARANÁ
Idalia Medina, presidenta de la Asociación de Médicos del Alto Paraná, señaló por su parte que en su departamento también existe un colapso.
“La segunda línea (nuevos profesionales contratados) ya está siendo convocada debido a esta situación. Tanto en el sector público como privado existe un colapso. Hay familiares desesperados buscando camas”.

Medina detalla que ya están todos cansados. Y que si siguen este camino, tendrán que colocar a pacientes en sillones como ocurre en la capital y Central. Además adelantó que piensan crear un albergue para darle contención a esa gente que quiere estar con sus familiares pero no pueden ingresar al hospital por seguridad.
El Alto Paraná cuenta con el hospital regional de Ciudad del Este como principal nosocomio. Además cuenta con un nuevo pabellón de contingencia. Ambos ya están colapsados.
No solo se necesitan camas sino también profesionales de blanco. Recientemente fueron contratados 12 médicos y 36 enfermeras. Sin embargo, se necesita una cantidad similar para satisfacer la demanda.

“Tenemos muchos accidentes viales. No podemos dejar de atender tampoco. Es una batalla campal. Consideramos que esta es la tercera guerra mundial. La gente tiene que concientizarse. Hay familiares de colegas que están necesitando camas y no podemos hacer nada”, lamentó.

IRALA
Lilio Irala, dirigente del Sindicato de Médicos, explicó por su parte que los nuevos pacientes reciben la denominada “contingencia” hasta que puedan acceder a nuevas camas.
“En Paraguay existe un servicio de salud no un sistema sanitario. Solo el más caradura consigue ser atendido. La crisis siempre existió solo que ahora se acentúa con la pandemia”, explicó.
El médico señala que los pacientes graves no deben estar siquiera una hora sin la oxigenación adecuada. Sin embargo, muchos deben estar hasta 72 horas esperando la liberación de una cama.
“Cuanto más tiempo lo tengas en malas condiciones eso repercute en su recuperación a corto, mediano y largo plazo”, advirtió.

Dra. Gloria Meza, Círculo de Médicos.

Dra. Idalia Medina, Asociación de Médicos del Alto Paraná.

Dr. Lilio Irala, Sindicato de Médicos.