Línea 29 operaría nuevamente desde el lunes

263

La reconocida empresa de transporte Panchito López, que explota la Línea 29, dejó de operar desde ayer por cuestiones administrativas concernientes a un juicio contra los anteriores dueños de hace 25 años, lo que obligó a las empresas a extremar recursos a causa del embargo judicial, según confirmaron desde la compañía de transporte.

Ignacio Cárdenas, representante de la empresa, confirmó a El Independiente que no obstante se llegó a un acuerdo con la contraparte y desde el lunes estarían nuevamente realizando sus itinerarios.

El representante de la firma explicó que la regulada de los últimos días, que incluso derivó en movilizaciones, tiene que ver con los problemas administrativos para poder sostener el servicio.

“Estamos con un inconveniente por una demanda judicial que tiene más de 25 años contra los primeros propietarios y ahora tuvimos un embargo en la cuenta del billetaje electrónico. Prácticamente estamos operando para otros, entonces lo que ocurre es una reducción de la operación justamente para poder sostener el servicio pero están conversada con la contraparte y ya está solucionado”, manifestó Cárdenas.

Si bien no quiso dar muchos detalles de la situación judicial y administrativa de la empresa, pidió a los usuarios paciencia por la falta de buses. Sostuvo que hay más de 100 funcionarios que trabajan para la empresa y que cuentan actualmente con 20 unidades.

La línea 29 parte desde el kilómetro 26 de la ruta PY01, de J. Augusto Saldívar, y llega hasta Itá Pytã Punta. Es un transporte público utilizado por miles de personas quienes llegan hasta Asunción desde ese punto.

FISCALIZACIÓN
Por su parte, el viceministro de Transporte, Pedro David Britos, señaló que ya están al tanto del caso y que avanzaron con una fiscalización desde el día de ayer.
“Estamos haciendo la fiscalización sobre la 29 para estudiar las sanciones. Estamos viendo bien la situación, quiero tener claro todo”, expresó el viceministro.

La semana pasada, vecinos del barrio Kennedy de Capiatá realizaron una manifestación para denunciar el mal servicio prestado por la empresa de transporte Panchito López.

Según denunciaron, deben esperar durante varias horas la llegada de un bus de esta empresa en la zona donde circulan los ramales Thompson y Anahí. Asimismo, repudiaron el maltrato que sufren por parte de varios choferes.

Recordemos que no es la primera vez tienen problemas, en enero del 2019 los choferes de la línea 29 habían denunciado no percibir sus haberes, en tanto que la empresa argentina anterior, ERSA, anunciaba su retiro del país.

Ignacio Cárdenas, en representación del nuevo grupo empresarial, descartó que la línea 29 dejaría de operar. En contrapartida, afirmó que la empresa Panchito López SA, que pertenecía a ERSA, un grupo argentino con 4.000 buses en la región, fue vendida a Lince y Cotrisa. Además, afirmó que estarían triplicando la frecuencia.

El Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social (Mtess) convocó a una mediación entre los afectados y el sector empresarial. Resultado de este acuerdo, la nueva empresa dueña del itinerario se comprometió a regularizar los pagos, posteriormente ya no se tuvo novedades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí