spot_imgspot_img
miércoles, diciembre 1, 2021
24.7 C
Asunción
InicioSexplícitx6 juguetes sexuales caseros para más placer

6 juguetes sexuales caseros para más placer

Categoría

Fecha

Cuando las ganas te desbordan y el hambre por satisfacer tus necesidades se hace presente con mucha fuerza, la utilización de juguetes sexuales nunca está de más para conseguir un buen nivel de placer, pero, ¿sabías que también pueden ser caseros? Aprendé cómo ser el hacedor de tu propia satisfacción.

La masturbación viene acompañada en nuestro día a día de muchas maneras y estilos; las
ganas y el deseo se encuentran inherentes a nuestra cotidianidad y sucumbir a la búsqueda de satisfacer toda esa hambre sexual es lo que hacen muchos.

De acuerdo al sexólogo Mauro Fernández en un material del medio costarricense CR.Hoy, la
masturbación tiene una gran serie de beneficios, destacando que un hecho importante es la posibilidad de conocer cómo, cuándo y dónde el cuerpo del hombre y la mujer, desencadena el orgasmo, de manera que permite el conocimiento corporal y las respuestas fisiológicas.

Los aspectos positivos son amplios, pues según el doctor Fernández, la mujer que conoce su cuerpo puede instruir a la pareja en la labor de ayudarla a conseguir el placer; además de esto, tiene las mismas ventajas de las relaciones sexuales.

De este modo, resulta casi inevitable no verse en una posición de anhelo hacia un placer
individual. Dentro de este punto, para quienes buscan complacer sus necesidades de una manera más explosiva o casi meticulosa, los juguetes sexuales caseros se presentan como una alternativa cuando la imaginación y el deseo comparten el mismo espacio.

VAGINA ARTIFICIAL

La misma se hace con maicena; para la preparación se debe agregar 100 mililitros de agua en un vaso con maicena y comenzar a batirlo. Posteriormente añadir otros 100 mililitros y volver a mezclar. Se introduce la mezcla durante un minuto en el microondas para que se
solidifique un poco.

Al sacarlo, se realiza un orificio en la superficie y luego se vuelve a introducir en el microondas por 30 segundos más. Posteriormente, se saca y se mete un palo, pepino o zanahoria para acentuar el orificio; de esa manera se lleva al congelador al menos durante 40 minutos.

Cuando llegue el momento de probarlo, quedará con una textura gelatinosa y se puede utilizar un lubricante para permitir una mejor sensación durante la penetración.

CONSOLADOR DE CERA

Se selecciona una vela con un grosor y largo considerado para comenzar a “tallarlo” de la manera en que te gustaría tener tu consolador. Se pueden simular las venas, la cabeza y la curvatura; la idea es ponerle un condón cuando el material esté terminado y disfrutar de tu nueva obra de arte con la ayuda de un lubricante.

BOTELLA MASTURBADORA
Se abre la botella en la parte inferior, de forma que quede un orificio grande. Allí, se toma un condón, estirándolo y envolviéndolo con abundante algodón. A continuación se mete el rollo dentro de la botella, forrando la superficie con el borde del condón, para luego disfrutar con el acompañamiento de abundante lubricante.

GUANTES DE LÁTEX
Se llena de agua tibia o caliente un guante de látex (que no esté hirviendo), para usarlo con el objetivo de frotar tu clítoris o el de tu pareja, sin olvidar el lubricante.

La temperatura del guante y el contacto provocado una vez que se experimenta con el producto genera un buen nivel de estimulación y resulta novedoso para disfrutarlo no solo de manera individual, sino también en pareja.

COLLAR DE PERLAS
Otro artículo que da paso a un placer desenfrenado que puede disfrutarse solo o en compañía de alguien más.

Se elige un collar de personas, se coloca en el pene y se comienza a masturbar de esa manera; la textura y la manera en que presiona el miembro durante el acto es lo que genera un placer más sensorial y explosivo.

EL CABEZAL DE LA DUCHA
Este es un gran accesorio si necesitas un vibrador, el bidé también se puede utilizar de
manera similar. Teniendo la movilidad completa del cabezal de la ducha, se puede dirigir
directamente al clítoris y jugar con la presión del agua.

Igualmente, en el bidé es cuestión de tu movilidad y la presión del agua para sentir una estimulación intensa durante la masturbación.