Connect with us

Suscribirse

Win

Fútbol paraguayo, un gol a la desidia

El caso del Club General Díaz y de Atyrá Fútbol Club son el claro ejemplo de un abandono, pero también fueron el impulso para que a la Asociación de Futbolistas del Paraguay tome cartas en el asunto y marque la agenda a la APF.

Desde hace un tiempo el fútbol ya no es el mismo. Jugadores que no cobran sus honorarios, a otros se los tilda de ‘vendidos’, técnicos despedidos y dirigentes que se creen emperadores de los clubes, a sabiendas de que su permanencia en el poder en momentánea. 

Ahora, el Torneo Clausura de la Primera División está pendiendo de un hilo a causa de que, el plantel profesional del Club General Díaz desde abril de este año no percibe sus salarios correspondientes, hasta cuentan que fueron maltratados por la dirigencia al preguntar cuándo cobrarán. 

A raíz de ese gran problema, los deportistas afiliados a la Asociación de Futbolistas del Paraguay (FAP) determinaron que suspenderán todas las actividades del actual torneo. La fecha tope para que los Aviadores y otros cuatros clubes, que estarían en las mismas condicionen, paguen los sueldos es el 6 de noviembre. 

Los encuentros correspondientes a la 16° fecha sí se disputarán en su totalidad, no así los de la 18° fecha que empiezan luego del día toque. 

Rogelio Delgado, exjugador y líder de FAP alzó la voz ante la Asociación Paraguay de Fútbol (APF), reclamando que tomen cartas en el asunto, ya que es sabido que los clubes reciben dinero por derechos de televisación y no puede ser que no cuenten con el monto suficiente para pagar a un poco más de 23 jugadores. 

“VENDIDOS” 

Otro reciente caso que sacudió al ámbito fue el caso de Atyrá Fútbol Club, equipo que milita en la División Intermedia y se encuentra peleando por ascender a la Primera. 

Rubén Deggeller, presidente del club pidió la separación del plantel de cuatro futbolistas porque supuestamente “se vendieron” para perder un partido, sin embargo, justificó el hecho con que poseían “bajo rendimiento”, a lo que Ángel Martínez, director técnico de Atyrá se negó. 

El mandamás del club decidió echar a los cuatros jugadores y al técnico por no acatar la orden, por lo que sus compañeros se solidarizaron y todo el plantel dejó el club, estando a nada más que tres puntos del ascenso. 

Ante tanto revuelo, ayer al parecer se llegó a la conclusión de que los futbolistas volverían al club y tendrían una reunión con Deggeller, no así el DT, quien mantuvo su postura.

Magali Alejandra Fleitas Chávez

Me vas a ver alegre la mayor parte del tiempo, además, me gusta contar muchos chistes (aunque dicen que son malos).

Copyright © 2019 El Independiente | El otro lado de la historia
Desarrollado con mucha garra en

Seguinos
Suscribite al Independiente