spot_imgspot_img
domingo, enero 23, 2022
40.7 C
Asunción

Sinvergüenzas, mentirosos y atrevidos

Los transportistas son unos sinvergüenzas, es una afirmación común y completamente constatada con la evidencia de los millones de dólares que cobraron por subsidios sin haber puesto en circulación las unidades de transportes correspondientes el año pasado.

Ahora, con el nuevo sistema que permite pagar el subsidio por cada persona que sube al autobús, se encontraron con esa diferencia y dicen que no van a continuar en la mesa de negociación hasta que esto no se les saque de encima. O sea, además de sinvergüenzas, mentirosos y atrevidos.

Los transportistas paraguayos no pueden continuar dándonos un pésimo servicio y robando como lo hacen de manera cotidiana y permanente, no solamente haciendo trampa con los datos estadísticos en torno al uso de las unidades de transporte, sino cobrando por aquellas que están sobre tacos abandonadas en los baldíos.  

Si sumamos a esto la criminal regulada que propaga aún más el coronavirus, también podríamos decir que los transportistas son unos asesinos, unos criminales que están matando a la gente de manera constante a través de este procedimiento extorsivo y, además, están robando mucho dinero a cada uno de los contribuyentes en falsos subsidios a servicios que no se otorgan. 

Foto: Megacadena

Benjamín Fernández Bogado
Benjamín Fernández Bogadohttps://benjaminfernandezbogado.wordpress.com/
Doctor en derecho, periodista y profesor universitario. Ha realizado estudios de post grado en las Universidades de Navarra (España), Oxford (UK) Minnesota, Syracuse y Harvard de los EEUU. De esta última ha sido Visiting Scholar en el 2008.

Más del autor