spot_imgspot_img
lunes, diciembre 6, 2021
27.7 C
Asunción
InicioActualidadRetroceso político

Retroceso político

Categoría

Fecha

Las elecciones municipales 2020 se desarro­llarán el 12 de Julio, para las internas, y el 8 de noviembre, para las generales.

Por ley aprobada en abril de este año, para estas elecciones, se aplicará el desbloqueo de las listas «sábanas» y además, se deberá cambiar el tradi­cional sistema de vota­ción (de papeletas) para dar paso a la utilización de “máquinas de votar”. Pero no son las urnas elec­trónicas que se utilizaron de 2001 al 2007 como plan piloto. Sino que se trata de otra tecnología.

El TSJE está abierta a lici­tar a empresas que ofrez­can dos tipos de aparatos, es decir, los que cuentan con chip QR o los que tie­nen el RFID.

Hablando en términos sencillos, este último mo­delo registra casos de que las intenciones de votos fueron conocidas y sabo­teadas por terceros.

Esto se dio a conocer me­diante un informe emiti­do por la Universidad de Buenos Aires (UBA), a tra­vés de su Facultad de Cien­cias Exactas y Naturales en 2015. Allí alerta sobre po­sibles manipulaciones que puedan alterar los resulta­dos de estas máquinas.

Una de las empresas que participarán de la licita­ción será Magic Software Argentina (MSA). Empre­sa cuyos sistemas o apara­tos de votos se manejan bajo el chip RFID y por ende pueden ser adultera­dos.

Además entre los requi­sitos para la licitación se mencionan que el grama­je (peso) de las papeletas deberá ser de 120 gramos. Y en el mercado solo la mencionada empresa ar­gentina ofrece este tipo de material.

Fausto Von Streber, direc­tor del área informática del TSJE mencionó que con el gramaje se estima que las papeletas tengan mayor durabilidad. Esto, para usarlos a futuro por diver­so motivo, como registro y más.

Aunque, según estudios, para que las papeletas sean bien conservadas con el paso de los años tiene que ver el tipo de material del papel más que su gramaje.

Otro requisito llamativo es que las “máquinas de votar” deberán contar solo con baterías internas y no externas. Esto vuelve a beneficiar a la empresa argentina, dejando en el camino a muchas otras empresas que cuentan con aparatos con energías in­ternas y externas.

Ante la consulta de por­qué el tipo de energía de la máquina estaba entre los requisitos, el entrevistado prefirió ya no responder.

En total serán alquilados 15.000 aparatos. De los cua­les 12.000 serán destinados al uso (400 votantes por máquina, totalizando casi 5 millones de personas). Y 3000 serán destinados para la capacitación. El costo será de US$ 21 mi­llones (G. 133.560 millo­nes).

El TSJE escuchará las propuestas hasta el 28 de octubre próximo. Luego, en noviembre, anunciará a la empresa licitada.

 

 

 HUGO RICHER

SENADOR NACIONAL FRENTE GUAZÚ

 

Hay varias ex­per iencias , hay varios países que han implementado esta tecno­logía y la han abandonado. Hay que saber que modelo vamos a utilizar nosotros y como eso realmente va a comprobarse. Cuál es la tecnología que se va a utilizar. Desde el punto de vista de la verificación técnica. Hay que entender que en el Pa­raguay el uso de la tecnología para las elecciones está sujeta a la CN. La tecnóloga no va a remplazar el conteo de votos por lo tanto el resultado final se dará por las personas.

Nosotros no votamos a favor. Pero eso no quiere decir que no confiemos una vez que ten­gamos toda la información. Y eso lo tendremos una vez que el TSJE nos muestre la empresa y los aparatos. Mientras tanto existirá una desconfianza de nuestra parte».

 

 

 

 

21 Millones de dólares (G. 133.560 millones) es el costo aproximado por el alquiler de las 15.000 máquinas de votar.

 

15.000 “Máquinas de votos” serán alquiladas para los comicios municipales 2020.

 

5 Millones de personas es el aproximado de votantes habilitados.

 

6 Años fue utilizada la tecnología en elecciones como plan piloto (2001 – 2007) pero fracasó.

 

DATO 1: El gramaje de las papeletas deberá ser de 120 gramos. La única empresa que brinda este material es Magic Software Argentina (MSA).

 

DATO 2: Otro requisito es que las máquinas solo cuenten con baterías internas. Dejando en el camino a muchas empresas cuyas máquinas cuentan con las dos baterías (externa e interna).