jueves, mayo 30, 2024
19.3 C
Asunción

Comer sano y hacer ejercicio

Ante los últimos hechos acaecidos, acerca del aumento de casos de muerte por ataques cardiacos, y pacientes con diagnóstico de cáncer, algunos decesos, de manera inesperada y repentina de personas jóvenes y adultos menores a 60 años, que despierta la duda, y asombra a toda la población.

En tal sentido, en el apogeo de la pandemia, las complicaciones fueron sumaron víctimas por Covid – 19, según los expertos las dosis de vacuna contra el Covid – 19, no sería la causante de los decesos después de la pandemia, sino que aquellas personas con enfermedad de base como: la hipertensión, la obesidad, la diabetes, colesterol alto, sumados los malos hábitos: los fumadores, los adictos a sustancias o drogas, una alimentación desordenada, la vida sedentaria, entre otros factores, suman como secuelas que desata este virus.

Helene Glassberg, cardióloga y profesora asociada de medicina clínica en la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania, expresó lo siguiente: “Desde el principio, vimos el impacto en el sistema cardiovascular durante la enfermedad de Covid”, “Pero ahora estamos viendo las consecuencias a largo plazo en personas que ya han tenido Covid”. Algunas de estas condiciones pueden ser causadas por los efectos persistentes de la infección. Otros pueden desarrollarse porque la Covid también se asocia con la aparición de factores de riesgo de enfermedades cardíacas, sobre todo la hipertensión.

Debemos asimilar, y no atribuirle a la dosis de la Vacuna contra el Covid – 19, decía la experta Glassberg: es importante comprender que este evento relacionado con la vacuna es real”, “el riesgo para el corazón es mucho mayor con la Covid que con la vacuna”.

Los rumores y la desconfianza en estas vacunas, persisten, siguen dando vueltas, con argumentos infundados, sin sustentabilidad científica, supuestamente que los vacunados tienen más probabilidad de morir, que hay una intención de despoblar el planeta, cuando en realidad, lo más importante para vivir y evitar cualquier tipo de enfermedad, es minimizando los riesgos, como ser: comer sano y hacer ejercicio, renunciando a los malos hábitos, que dañan a la salud y contribuyen a agravar estas enfermedades de base, que termina en el deceso.

No existe medicina milagrosa más que: “cuidar el cuerpo de uno mismo”, llevar una vida saludable.

Natalia Mora
Natalia Mora
Ex Directora General de La Dirección General de Auditoría Interna del Ministerio de la Mujer. Participación en el Equipo Directivo de revisión del IV Plan Nacional de Igualdad 2018 - 2024. Artista dedicada a la pintura al óleo.Aporté a la gestión comunicacional del Observatorio de la Mujer desde su creación en el Ministerio de la Mujer. Mujer comprometida y solidaria con las mujeres en situación de violencia.

Más del autor