martes, enero 31, 2023
26.7 C
Asunción

Paciente y médico juntos

Por ser considerados maniobras o métodos viejos de trabajo es por esto que terminan evolucionando o cambiando para que “sirvan mejor” a todos, así en Paraguay existió lo conocido cómo “reforma educativa. Una que para algunos críticos más allá de reformar la educación lo que hizo fue la deformó por el resultado que vemos en  “los hijos de la reforma”. Tenemos además serios problemas en la formación  terciaria de los médicos, muchas veces tratados por sus mayores como esclavos y humillados en su periodo de especialización en hospitales donde han saltado denuncias de todo tipo y algunos que no pudieron aguantar las humillaciones: se mataron. 

Ahora desde Francia es realidad una propuesta reciente en el campo de educar bien, consiste en integrar a los profesores-paciente en las facultades de medicina para que estos puedan formar mejor a los médicos en preparación. Para “trabajar” en un país con muchos pacientes que a su vez sirven para la real y efectiva formación de personas importantes para otras personas. 

Un profesor de la Universidad Sorbonne-Paris-Nord de Bobigny, un grupo de pacientes, médicos y pedagogos universitarios llama, en un foro , a revisar en profundidad la educación del futuro con una característica enfatizada en profesionales de la salud apoyándose en los pacientes todo con el fin de mejorar el servicio o atención médica que todos merecemos tener al entrar a cualquier clínica o centro de atención sanitaria.

¿Quién mejor que un paciente puede transmitir al futuro médico sus expectativas, su experiencia de la enfermedad y una crítica a las acciones propuestas? ¿Quién está mejor situado para juzgar si las decisiones se centran en sus necesidades? ¿Cómo explorar, sin ella, la satisfacción del servicio del cuidador o una verdadera democracia en salud? ¿Cómo no introducir esta lógica durante la formación médica? Estas son las interrogantes disparadoras de cómo mejorar la calidad de los tratamientos de la salud. 

,Me han dicho muchas veces en este extenso viaje de recuperación:”Iñaki el mejor médico de tu salud sos vos, porque quién  conoce más que vos cómo funciona tu organismo” entonces para evitar idas y venidas al hospital, gastos innecesarios, todo está en cómo trates a tu cuerpo ya golpeado para que este vuelva a funcionar igual o quizá mejor que antes. Y fundamentalmente cómo se comunica con su médico y este le escuche para que actue en consecuencia. 

Apuntar a los logros

Al ser pacientes creemos y esperamos tener respuestas siempre del médico,  que a su vez puede continuar aprendiendo con nuestro caso, debido a que cada paciente es un mundo de experiencias y conocimiento diferentes. Me ha dicho una persona adulta; – ¿Iñaki sabes porque conozco más y mejor las cosas de la vida?- a lo que respondo; ¿por qué? a lo que tengo cómo respuesta solo una palabra; “experiencia”, que a su vez quizá sea la mejor y más efectiva universidad en la carrera que cualquiera eligiese estudiar.

Medicina no es una de las carreras más sencillas para enseñar o aprender por lo ya escrito más arriba que tiene que ver con el hecho de que cada persona en el mundo es una materia particularmente nueva por las maneras en que funcionen o no los medicamentos recetados y finalmente en cómo se daría la recuperación de su paciente y para eso es bueno que paciente y médico trabajen juntos.

Los médicos  deben entender siempre que trabajan con y para personas iguales que su familia o seres queridos a quienes desea lo mejor siempre y nunca desearía veles salir decepcionados, doloridos o con complicaciones de un hospital de donde deben salir felices, sin preocupaciones y lo mentalmente fortalecidos para vivir.

Nuevas técnicas o antiguas revalorizadas sirven para mejorar los logros en materia de atención a la salud. Para el Paraguay con tantas patologías poco bien atendidas vale la pena recuperar la relación entre pacientes y médicos.

Más del autor