lunes, junio 24, 2024
16.7 C
Asunción
InicioSin categoríaDar algo para cambiarlo todo

Dar algo para cambiarlo todo

Categoría

Fecha

Unos 145 pacien­tes fueron be­neficiados este año con un trasplante de órgano. Se destaca el crecimiento de la cantidad de donantes, destacando siempre que la decisión de ser donante es exclusiva de cada per­sona.

Con la modificación de la Ley Trasplantes de Órga­nos y Tejidos Humanos, más conocida como “Ley Anita”, permitió un in­cremento de 30% en la cantidad de trasplantes, así como en la de donan­tes. Es así que se regis­tran: 6 trasplantes por millón de población, 3,8 donantes por millón de población

En el 2019 se han realiza­do 5 trasplantes de cora­zón, 82 de córneas, 40 de riñón, 16 trasplantes de médula ósea, y 2 de híga­do, llegando a un total de 145 trasplantes.

UN HOMENAJE

María Elena Riquelme, mamá de Anita Almirón (en quién se inspiró la modificación de la ley) indicó que hablar de su hija en cada espacio dis­ponible es rendir un ho­menaje a su memoria y dar testimonio del legado que significó su vida.

Incluso, luego del desen­lace indeseado, Anita fue donante, pues sus fami­liares tomaron la deter­minación de donar sus córneas para beneficiar a quien lo necesite.

“Yo siempre digo que el corazón de Anita late en tu decisión. En la de­cisión de cada uno. La donación es un acto de amor que hace que tu ser querido siga viviendo”, refirió.

La ley Anita simplifica y optimiza los procesos para el diagnóstico de muerte, según un pro­tocolo del Ministerio de Salud INAT, el primero a nivel nacional.

De igual manera, fue creada una red de coor­dinación de trasplan­tes en los hospitales públicos que cuenten con servicios de terapia intensiva y salas de rea­nimación. También se establece un régimen de capacitación perma­nente para el recurso humano relacionado al proceso de donación y trasplante.

Se suma un capítulo de­dicado a inclusión en la malla curricular del Mi­nisterio de Educación y ciencia, en todos los nive­les educativos temas rela­cionados a la donación y el trasplante, agregando al calendario escolar el día nacional del Donan­te.

Desde el 2008, cuando teníamos solo 3.000 do­nantes, hemos crecido a 25.715 inscriptos, con la modificación realizada. La ley vuelve a poner la decisión en cada uno de nosotros. Uno en vida puede tomar una deci­sión y se lo presume do­nante, puede inscribirse como donante y también puede negarse. Si una persona nunca se mani­festó por el NO, se pre­sume que esa persona es donante de órganos.

En el acto estuvieron pre­sentes también otros be­neficiarios de trasplantes, como el Sr. Carlos Gua­rie, beneficiado con un corazón; Alma Acosta, paciente pediátrico tras­plantada renal; y la Sra. Dorys Ramírez, madre de la universitaria Leyla Ayala, según el MSPBS.

A estos se suman la pre­sencia de parlamentarios que impulsaron la Ley, tales como los diputados Pastor Vera Bejarano, Rocío Vallejos, y el presi­dente de la Comisión de Salud de la Cámara Baja, Miguel del Puerto; ade­más del Senador Pedro Santacruz.

LEY ANITA

Con esta nueva norma­tiva todos los individuos mayores de 18 años son donantes de órganos. Solo aquellas personas que ha­yan dejado expresa cons­tancia de negación no se­rán donantes de órganos y tejidos, esta constancia de negación será un trámite gratuito y exclusivamente personal. Se pretende pro­porcionar facilidad a los donantes voluntarios y el respeto a la decisión mani­festada en vida.

En el caso de que la per­sona fallecida no haya dejado constancia escrita, se procederá a realizar la ablación. Se informará a los familiares presentes sobre la necesidad, la im­portancia y los procesos para la donación de órga­nos y tejidos, brindando apoyo y contención que requieran.

DÍA DEL DONANTE

Cada 12 de setiembre se recuerda el Día Nacional del Donante de Órganos y Tejidos, en el marco del aniversario del falleci­miento del Doctor Marco Aurelio Aguayo Rodrí­guez, primer donante ca­davérico en el Paraguay, médico de nacionalidad paraguaya, de quien se realizó la ablación de los riñones y las córneas. La fecha fue establecida por el Congreso Nacional, tras la promulgación de la Ley N° 5.602.

El propósito es reflexio­nar y fomentar sobre el derecho a la donación y el trasplante que tenemos todos los paraguayos, con lo cual se apunta a refor­zar los planes, programas y proyectos para promo­ver la donación volunta­ria de órganos y tejidos anatómicos humanos para cubrir la demanda de trasplantes a nivel país.

Un donante de órganos y tejidos puede salvar hasta 8 vidas y mejorar las más de 50 personas.

 

 

 145 Pacientes fueron beneficiados con un trasplante de órgano.

 

30% aumentó la cantidad de trasplantes desde la implementación de la “Ley Anita”.

 

3 Mil eran los donantes en el 2008, tras la aprobación de la ley esa cifra creció a 25.715.

 

5 Trasplantes de corazón son los que se realizaron durante este 2019.

 

82 Córneas, 40 de riñón, 2 de hígado, también fueron las operaciones concretadas este año.

 

16 fueron los trasplantes de médula ósea realizados tras la puesta en marcha de la “Ley Anita”.

 

 

“Yo siempre digo que el corazón de Anita late en tu decisión. La donación es un acto de amor que hace que tu ser querido siga viviendo”

MARÍA RIQUELME  MADRE DE ANITA

 

Equipo Periodistico
Equipo Periodistico
Equipo de Periodistas del Diario El Independiente. Expertos en Historias urbanas. Yeruti Salcedo, John Walter Ferrari, Víctor Ortiz.