Connect with us

Suscribirse

Opinión

Nuevo y joven año

Un año más que sale por la puerta y otro que entra por la ventana estilo ladrón en silencio y con discreción para no ser oído, así cómo fue la transición del 2019 al triste 2020, tiempo en que nos tocó despedir lastimosamente a gente en Paraguay y el mundo: Sin entrar en el molesto recuento de cifras de muertos infectados y recuperados sigo con la reflexión de lo que fue y lo que debe ser el 2021 para tener por lo menos la satisfacción de haber hecho bien las cosas y cerrar el año vivos, felices  y satisfechos de haber terminado un nuevo año haciendo bien las cosas.

Después de la vida no queda nada y lo que resta son los momentos vividos con la/el difunto/a, eso lo he vivido hace un tiempo atrás pero para no entrar en detalle personal continuo con lo que debió ser y que ayude a evitar los mismos problemas de la pandemia y es tener más concepto y aplicación de previsión o preparación antes que los dilemas se hagan carne entre nosotros y lo hemos visto en salud y educación donde en primer lugar los hospitales colapsaron por no contar con equipos necesarios para atender correctamente a las personas que llegaban infectadas y que después de haber pasado los dolorosos y molestos síntomas de haber contraído el covid,

Hace 31 años atrás tras un golpe de estado caía un dictador grosero para con el poder y la ciudadanía que también ha cambiado a diferencia de lo que fue la distribución demográfico hace más de 30 años a hoy el bonus demográfico ha crecido más haciendo la población del país hacia la juventud lo que implica buscar ver y trabajar para formar e incluir a los jóvenes en lo espacios de importancia desde el colegio hasta el gobierno. De ahí en adelante no seguiremos viendo al gobierno paraguayo con la misma tristeza que ha ocasionado el covid

No te pierdas:

VIDA NUEVA

Copyright © 2020 El Independiente | Libre y Transparente
Desarrollado con mucha garra en

Seguinos
Suscribite al Independiente