martes, enero 31, 2023
30.7 C
Asunción
InicioSin categoríaLa maldad no me venció y no me va a vencer

La maldad no me venció y no me va a vencer

Categoría

Fecha

Rodolfo Friedmann, hace un mes, dejaba el senado para asumir la cartera de Agricultura y Ganadería  (MAG) para sorpresa de gran parte de la ciudadanía. Justamente un día después de la muerte del comisario Félix Ferrari en manos de un grupo criminal, donde la opinión pública solicitaba con fuerza el cambio del Ministerio del Interior, el Presidente, cambiaba la cartera de agricultura de manera inexplicable. 

Desde ese día, las críticas hacía el ahora exsenador de acentuaron en primer lugar por no contar con la especialización técnica necesaria para estar al frente del ministerio, responsable de gran parte de la economía del país. 

Sobre el punto, Friedmann reconoce no tener la capacitación necesaria. Pero sostiene que lo realmente necesario para estar en el cargo es la “capacidad de gestión” que le brindó el cargo de gobernador del Guairá.

“Yo no tengo una especialización en el sector. Pero no creo que sea una inhabilidad para trabajar en la cartera. Tener capacidad de gestión y elegir a los mejores hombres es la principal responsabilidad”, mencionó. 

Así también negó cualquier tipo de presión que pudo haber hecho Horacio Cartes, expresidente de la República para forzar su salida, argumentando que fue su decisión asumir el cargo. 

Sobre el incidente en el Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert) en donde el titular, un director y un gerente perdieron el cargo debido a un pedido de coimas. Esto fue comprobado tras la publicación de audios donde se cercioraba la situación. En los mismos se lo llegaba incluso a mencionar a Friedamann. 

Sobre esto se defendió expresando que él colocó a las personas pero que no tiene la culpa de que lo que ellos hicieron. 

Señaló que los audios demuestran quienes son los responsables del hecho y sostiene que no tiene nada que ver en los hechos. 

“Estoy seguro de que sí una persona roba una gallina y se la casualidad de que él era mi vecino, seguro me acusan del ladrón de gallinas a mi” lamentó el entrevistado. 

Sobre el supuesto abucheo que fue victima en un evento artístico en  Villarrica sostuvo que no fue por su presencia. Sino porque en una pausa el orador en un momento recordó la presencia de autoridades políticas presentes (entre ellos Friedmann) y haber tocado cuestiones políticas en un evento festivo fue lo que molestó a los presentes.

“Yo también me molestaría sí me voy a bailar y empiezan a hablar de política. Entiendo a la gente. Pero no fue por mi presencia”, respondió. 

DEFENSA A MARIO ABDO

En otro momento, el ministro defendió al Presidente expresando que es un “gran defensor” de las instituciones. Es decir, que a diferencia de otros gobiernos, como el último de Horacio Cartes, había una gran injerencia del Ejecutivo sobre el Poder Judicial. Y que en el gobierno de Abdo Benítez no se da esa intromisión. 

“En lugar de aplaudirle al Presidente por ello, lo tratan de débil, es una contradicción”, sostuvo. 

PERSECUSIÓN

Finalmente el ministro sostuvo que existe una clara persecución en su contra. 

“Hay una intención de la prensa de involucrarme a mí en cualquier tipo de hechos. A mí no me afecta absolutamente. Estoy abocado a hacer mi trabajo. Espero que los números finales nos puedan dar la razón. La maldad no me venció y no me va a vencer. Pueden meter a mi familia, a todos los que quieran. Pero el bien va a estar por encima del mal”, concluyó.  

 

“La maldad no me venció y no me va a vencer. Pueden meter a mi familia, a todos los que quieran. Pero el bien va a estar por encima del mal”.

 

“Estoy seguro de que sí una persona roba una gallina y se la casualidad de que él era mi vecino, seguro me acusan del ladrón de gallinas a mi”

 

“Tener capacidad de gestión y elegir a los mejores hombres es la principal responsabilidad del titular de mi cartera”.

Victor Ortíz
Victor Ortíz
Fanático de la albirroja y del Sportivo Luqueño. Me gusta la literatura, los perros, ir al cine, hacer deportes, sacar fotos y cocinar a la parrilla.