Connect with us

Suscribirse

Editorial

Falta una revolución

Seguimos en manos de camioneros y fleteros

La calidad del servicio de transporte público de pasajeros define la seriedad de un gobierno. En el caso nuestro, es deplorable ya que el ciudadano es tratado como mercancía en vehículos en su mayoría destartalados, sucios, que circulan según los cálculos de almacenero de sus propietarios y que se ausentan cuando se les da la gana. No hay comparación posible con nada, dado el “estilo transganado” aplicado en el Paraguay desde que existen los vehículos de cuatro ruedas y movidos a combustión interna.

Hace falta una revolución de fondo en este tema. Ya aburre y subleva tanta incompetencia, corrupción e indiferencia para dar la transformación mil veces anunciada y jamás concretada. El ejemplo del Metrobus se explica por sí solo. Se habló por más de una década de buses eléctricos, a gasoil, de superficie, monorriel, suspendido, etc. Y aquí estamos, con el Gobierno demoliendo los rastros de una obra mal proyectada y peor hecha en su mísero tramo de medio kilómetro.

Ahora se habla del Sitibus, que aparte de ser una nueva sigla no sabemos qué demonios significa y en qué se diferencia del aborto anterior. De nuevo la cháchara, la danza de millones y de nuevo la amenaza para los vecinos que ya padecieron la calamidad de un fracaso que arruinó a centenares, obligó a mudarse a otros y dejó una avenida convertida en una especie de tierra de nadie bombardeada.

Del tren de cercanía mejor ni hablar. Ya es puro humor negro. Nadie cree que algún siglo de éstos se concrete. Lindas maquetas, mejores animaciones y alegres cálculos sobre cómo la vida de un millón de paraguayos será más agradable ahorrando horas de viaje por semana. Más cháchara idiota, más burla a ciudadanos que sólo creerán en el maldito tren el día en que uno se lo lleve por delante.

Estimado lector, pierda quince minutos, ponga su celular en Youtube y busque “panoramic city tour”. Agregue luego el nombre de la ciudad que quiera, por ejemplo, Ciudad de México o Medellín. Verá lo que es un servicio público de pasajeros y lo lejos que estamos de cualquiera de nuestros vecinos del continente.

Todos están haciendo la revolución, honrando al ciudadano al poner a su alcance un servicio diario eficiente, seguro, pensado para su comodidad y no para privilegiar el bolsillo de un montón de camioneros.

Todos lo están haciendo, menos nosotros.

Segui con:

OMS a terapia

Equipo Periodistico
Escrito por

Equipo de Periodistas del Diario El Independiente. Expertos en Historias urbanas. Yeruti Salcedo, Lorena Barreto, Luz González, Jacqueline Torres, Patricia Galeano, Magalí Fleitas, Victor Ortiz, David Chamorro, Mary López, Jhojanni Fiorini, Juan Martínez, Felipe Dominguez, Fabrizio Meza.

Lo hubieran hecho por Zoom

Editorial

Responsabilidad

Editorial

Enemigo público

Editorial

Armatráfico

Editorial

Carnicería de políticos

Editorial

Adaptarse o desaparecer

Editorial

Edad Media pura y dura

Editorial

Copyright © 2020 El Independiente | El otro lado de la historia
Desarrollado con mucha garra en

Seguinos
Suscribite al Independiente