miércoles, mayo 22, 2024
28.1 C
Asunción

El despropósito de desvestir un santo para vestir otro

Comentario 3×3

Por Benjamín Fernández Bogado

La conformación de un organismo nuevo dentro de la estructura del Estado bastante incompetente, ha sido nombrar de parte del Ejecutivo al titular de la lucha antidrogas como el encargado de fiscalizar si las compras se adecuan o no a los criterios de honestidad, dicen que las compras serán pasadas por los agentes de la lucha antidrogas que estarán verificando si la empresa de barras existe, dónde se encuentra conformada y de qué manera, y que esos datos van a determinar si se compra o no algo en estos tiempos de pandemia, especialmente con los recursos proveídos por el Congreso de US$ 1.600 millones para luchar contra esta enfermedad, la primera cuestión es que aumenta de forma  innecesaria la pesada estructura del Estado paraguayo.

Hay una Secretaría Nacional Anticorrupción que la dirige René Fernández quien tendría que estar encargado de esta tarea, para eso lo nombraron y le dieron el cargo de Ministro y el salario, y a él tendrían que darle los recursos para este tipo de tareas. También existen otras instituciones como el caso de la Contraloría, la Dirección Nacional de Contrataciones públicas, solo por algunas de las que tienen mucha gente y hacen muy poco.

Esta cuestión de desvestir un santo para vestir otro que significa sacarle a la SENAD su función operativa para hacer una que no es la que está determinada en la regulación normativa del Estado, es simplemente un despropósito y no creo que termine de manera auspiciosa, especialmente en el propósito que se pretende realizar. Si creen que realmente Giuzzio puede ser mejor que René Fernández, pues realmente tendrían que disponer el cargo de este último, sustituirlo por el que viene de la SENAD, pero no darle 3 o 4 tareas para que finalmente no sirva en ninguna de ellas.

Equipo Periodistico
Equipo Periodistico
Equipo de Periodistas del Diario El Independiente. Expertos en Historias urbanas. Yeruti Salcedo, John Walter Ferrari, Víctor Ortiz.

Más del autor