spot_imgspot_img
martes, noviembre 30, 2021
17.7 C
Asunción

Multinacionales y corporaciones versus intereses difusos e incidencia colectiva

En las últimas tres décadas las violaciones a la soberanía nacional por parte de las empresas multinacionales han sido una constante, principalmente en países pobres o en vías de desarrollo donde arriban grandes corporaciones y transnacionales y en algunas ocasiones hay empresas con movimiento de cifras superiores al PIB del país recurrente.

Son muchos los casos de corporaciones que tienen vínculos directos con el Ejecutivo de un País donde plantean beneficios de orden arancelario, tributario, etc., el problema se origina cuando no respetan normas transversales como lo son los derechos humanos y de ambiente.

A finales del siglo 20 en el Derecho Internacional surgieron nuevos actores como los bloques que son varios Estados reunidos como un actor más y las empresas transnacionales.

La doctrina del International Law debería centrar su mirada en la responsabilidad de los mismos, y en ese sentido el astrofísico Martin Rees crítica a la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN), que es un laboratorio de acelerador de partículas de 22 km ubicado en las fronteras de Suiza y Francia y afirma que los proyectos y experimentos llevados ahí ponen en riesgo al planeta.

Igual riesgo suponen las antenas HAARP (High Frequency Advanced Auroral Research Project) traducido al castellano, Programa de Investigación de Aurora Activa de Alta Frecuencia que tiene la capacidad de modificar el clima, se tratan de 180 antenas que funcionando en conjunto emite un billón de ondas de radio de alta frecuencia las cuales penetran la atmósfera e interactúa con la corriente de los elecrojets aureales.

La pregunta que surge es: ¿Puede un Bloque, un Estado o una Corporación realizar un proyecto que podría poner en riesgo la salud o vida de los habitantes del planeta?

El principio” In Dubio Pro Natura “ es un principio precautorio y de prevención que sentencia que en caso de duda o riesgo, siempre, siempre, a favor de la salud, el ambiente y el planeta.

Más del autor