spot_img
spot_imgspot_img
domingo, agosto 7, 2022
15.7 C
Asunción

Flora redescubierta

La fauna no es la única condición biótica que tiene sus grupos de extinción porque algunas especies ya se van agotando por cacerías inconscientes o abuso de sus vidas para hacer dinero a través de lo que se extrae de sus cuerpos sino también la flora. . Así  es cómo los animales van disminuyendo su presencia en un planeta donde otro animal que nos auto etiquetamos cómo inteligentes nos encargamos de dicha atroz tarea.

 Lo que  hacemos reduce nuestra fauna y hasta la flora que entre los abusos que el hombre hace de su casa muestra su resiliencia y sorprende con nuevos descubrimientos cómo son las especies de magnolia pérdidas para la ciencia durante 97 años redescubiertas en Haití.

Las magnolias son originarias del sudeste de Estados Unidos, Centroamérica, Sudamérica y Asia. También se conoce como magnolio. Las magnolias fueron descubiertas en una expedición de misioneros en los  Estados Unidos.

Maravilla humana

La magnolia tiene cómo origen su nombre del latín científico magnolia, creado por el naturalista sueco Carl von Linneo en honor del botánico francés Pierre Magnol.

Esta planta mientras existió se ha utilizado tradicionalmente en la medicina china y japonesa para el tratamiento de gran variedad de afecciones neurológicas, como la ansiedad, la depresión, los trastornos del sueño, la inflamación, el dolor y las convulsiones.

También conocida cómo la flor de corazón, en zapoteco, es un recurso medicinal para problemas cardíacos, y tonifica la sangre.

La buena nueva dice que los conservacionistas encuentran magnolia nativa por primera vez desde 1925 después de que el hábitat original fuera destruido por la de forestación.

Esa palabra última va de la mano con la naturaleza y el medio ambiente cómo la contaminación que de a poco van destruyendo no solo la fauna sino también la flora que  a pesar de todo muestra siempre su fortaleza, invulnerabilidad y resistencia. 

Asertividad y adversidad ante el desafío que significa vivir con “animales  racionales”  pero inconscientes que deberíamos ser  buenos defensores de nuestro medio ambiente cuando llegan a portadas de periódicos con  la palabra “extinción” pero afortunados como el caso de las magnolias cuando se redescubren variedades que se consolidan con la vida. No nos damos cuenta que  si seguimos dañando nuestra casa puede llegar a afectar a la misma condición humana como ya tenemos algunos ejemplos.-

 

Más del autor